la torreta informativa digitaliza tu negocio gratis

Listas de espera récord en la Costa del Sol Occidental: casi 1 de cada 4 ciudadanos espera una cirugía, una prueba o una consulta

Imagen de los martes con la prensa del SMM el  9 de enero de 2023

Listas de espera escandalosas en el antiguo hospital fetiche de la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía

Málaga, martes 9 enero de 2024
A base de ser realista, el único modo de calificar la situación actual de la atención hospitalaria en la zona de la Costa del Sol occidental es de crisis profunda.

Para mantener esta afirmación, el Sindicato Médico de Málaga (SMM) cree sobradamente necesario aclarar y proporcionar los datos oficiales publicados en la web del Hospital Universitario Costa del Sol, del que depende toda la estructura hospitalaria de la zona, ya que su gestión incluye el CARE de Mijas y el HAR de Estepona.

Al cierre del año 2023, a fecha 29 de diciembre, se publican las siguientes cifras:

Un total de 5.577 pacientes están en lista de espera quirúrgica, de los que 1.356 llevan esperando más de un año, siendo la espera media de 134 días, que se van a 198 días (más de 6 meses) en el caso de ORL o 172 en Dermatología.

Igualmente, 36.873 pacientes están esperando cita para una primera consulta médica, de los que 23.033 llevan más de dos meses esperando. La demora media es de 124 días (más de 4 meses).

Asimismo, 32.918 usuarios están esperando para una prueba diagnóstica con una demora media de 202 días (más de 6 meses), destacan los 16.888 pacientes que están esperando una simple ecografía, con una demora media de 296 días (casi 10 meses).

En resumen, de un censo de 450.000 ciudadanos, el 25% tiene seguro médico privado, según datos nacionales y probablemente en esta zona sean más, 337.500 dependen exclusivamente del Sistema Nacional de Salud (SNS), de los cuáles, 75.368, es decir, un 22.3%, están esperando una cirugía, una prueba o una consulta, lo que corresponde a casi 1 de cada 4 ciudadanos.

A la lista de espera hay que sumar la enorme sobrecarga crónica de la urgencia (ahora agravada por la crisis de virus respiratorios, pero siempre significativa) y la "continua apertura" en falso del Hospital de Estepona, único centro sanitario en Andalucía en disponer de una urgencia 'extrahospitalaria'. Así, el principal aspecto positivo, que es la terminación de la que parecía "obra eterna" del Costa del Sol, ya que se inició en 2007, se llena de incertidumbre, porque con el precedente del Hospital de Estepona este sindicato teme que se cuente con un gran edificio sin médicos ni financiación.

Por tanto, para el SMM estos datos tan graves, con visos de "tormenta perfecta", se explican por diferentes factores más allá de los efectos de la pandemia. En esencia, se trata de un problema anclado en un histórico de infrafinanciación del centro hospitalario, agravado por una muy mala gestión del reciente proceso de estatutarización (cambio del régimen de gestión del hospital). Además, junto a la infrafinanciación y a la desidia provocada por la estatutarización, sobresalen como notables complicaciones la falta endémica de profesionales y la ausencia de una previsión correcta de las necesidades. La falta de médicos y enfermeras están agravadas tanto por las dificultades de la zona para trasladarse e iniciar una nueva vida, como por una gestión de personal que se podría definir en el mejor de los casos de poco amigable. Ambos factores han conducido al hospital a ser muy poco atractivo.

En cuanto a la previsión correcta de las necesidades, hay que insistir en el reconocimiento de la población real de esta zona. Lo contrario es hacer trampas en el solitario. La población reconocida, a 1 de enero de 2024, es de 450.000 habitantes (un 3.3% más respecto a 2022) pero de manera continua se aprecia como los municipios integrantes de la zona no paran de crecer en población empadronada. Sin ir más lejos, recientemente se anunciaba el crecimiento en casi 10.000 personas de padrón de Marbella. Aspecto este que se magnifica si además se tiene en cuenta que la población no censada es muy superior a la estimada, una realidad que por pura conveniencia la Junta de Andalucía de ahora y de antes se niega a reconocer.

En definitiva, existe una crisis profunda en la atención hospitalaria de la Costa del Sol Occidental como consecuencia de una mala gestión por parte de la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía. Innoble administración que se concreta en el agravio a los profesionales y la infrafinanciación del hospital.

España